Esta técnica natural se basa en que existen puntos reflejos en los pies que se corresponden con órganos y glándulas del organismo.

Se trabajan, normalmente con los dedos, estos puntos a través de presiones y movimientos sistemáticos lo que producirán una respuesta refleja en los órganos con los que estén relacionados.

Conseguiremos relajación, disminución del dolor y mejora de los síntomas. Los mecanismos de autocuración quedarán activados.

Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted